+34684612234

Perros de terapia

K9STONE, colabora con el institución de atención y rehabilitación en salud mental para niños, adolescentes y adultos "Larco Herrera"

Los perros de terapia previamente adiestrados e integrados a un equipo multidisciplinar formado por profesionales de la salud y la educación,  ayudan a mejorar el contacto interpersonal y social de las personas (niños y adultos) así como a favorecer su actividad física y mental. Es decir, los perros de terapia ayudan principalmente a trabajar sobre 4 aspectos o áreas específicas:

Cuatro áreas principales:

1. Física

 Ejercicios en los que se requiere que el participante se mueva, se levante, ande o incluso corra junto al perro, y sobre todo que interactúe con él, con el objetivo de recuperar la movilidad perdida. 

2. Cognitiva

Aquí se trabaja sobre todo con la memoria del participante. Se suelen hacer ejercicios que le ayuden a recordar la raza, el tamaño, el color y demás características de su mascota.

3. Emocional

En esta área, la función del perro es muy importante. Se busca que la persona se abra y aflore sus sentimientos, y la mascota sirve como vehículo para ayudarle a recordar y poder hablar de temas o situaciones que han sido importantes en su vida.

4. Relacional

Por último, pero no por eso menos importante, está el área relacional. En ella se trabaja directamente con la motivación, que hace que el paciente pueda relacionarse con su entorno y sobre todo con otras personas para que pueda salir a la calle sintiéndose cómodo y seguro. Para ello, el apoyo y compañía del perro son esenciales.